La Linterna del Traductor

EDITORIAL

CARTAS A LA REDACCIÓN

LA VOZ DE ASETRAD

Una asociación de todos y para todos

CORRECCIÓN

TECNOLOGÍA APLICADA A LA TRADUCCIÓN

Pildoritas tecnológicas

TRADUCCIÓN LITERARIA

Traducir:

TRADUCTOLOGÍA

TRADUCCIÓN AUDIOVISUAL

TERMINOLOGÍA

TRIBUNA ESTUDIANTIL

La universidad, en primera persona

ENCICLOPEDIA

PANORAMA

Traductores por cuenta ajena

El dedo en el ojo

Otras asociaciones

RESEÑAS BIBLIOGRÁFICAS

Traducido por:

COLOFÓN

Escritores traductores

No solo de pan vive el traductor

Las ilustraciones de este número

Contexto

CONTRAPORTADA

La voz de Asetrad

Una asociación de todos y para todos

Asetrad ha cumplido nueve años, así que seguimos siendo una asociación joven. Sin embargo, en esta corta andadura nos hemos convertido en la asociación de traductores con mayor número de socios de España, algo que nos produce satisfacción, pero también supone una gran responsabilidad. A lo largo de estos años muchas personas han pasado por la junta directiva, pero lo que sin duda ha hecho que Asetrad sea hoy lo que es son sus socios: tenemos la inmensa suerte de contar en nuestras filas con personas que se implican en el día a día de la asociación, que siempre están dispuestas a echar una mano en lo que haga falta, que dedican su escaso tiempo libre a sacar adelante proyectos de gran envergadura como esta revista, que se ofrecen para elaborar herramientas tan útiles como CalPro, que organizan actividades lúdicas, que nos ayudan a trasladarnos de sede, que hablan orgullosas de su asociación en blogs y en redes sociales... La lista de nombres sería larguísima; pero ahí están, en muchos casos en la sombra, aportando su granito de arena para que su asociación siga creciendo.

Sin embargo, también hay socios que, inconscientemente, hablan de Asetrad en tercera persona, que identifican a la asociación con la junta directiva, que no asisten a actividades, que no se implican con la asociación. En muchos casos se trata de personas que viven en localidades pequeñas y alejadas o que, por diversos motivos, no se relacionan con otros traductores; en otros, se trata de personas que no conocen a ningún socio y que no saben cómo pueden participar en la vida asociativa o que piensan que, entre el trabajo y sus obligaciones familiares, no les queda tiempo para la participación, y también están aquellos que ven las asociaciones como empresas de servicios y que no tienen ningún interés en dedicar tiempo a la asociación.

Tal vez me equivoque, pero mi impresión es que este último grupo es el menos numeroso y que la mayor parte de los socios, tanto los que ya se implican como los que todavía no lo hacen, quieren sentir que forman parte de un colectivo que lucha por intereses comunes. Es cierto que a veces resulta difícil acudir a una actividad cuando no se conoce a nadie, pero, si no damos ese primer paso, nos encontraremos en un círculo vicioso del que no podremos salir.

Una forma estupenda de empezar a relacionarse con otros socios es ofrecerse como voluntario para algún proyecto de la asociación; para muchos no es necesaria la presencia física, así que podemos apuntarnos a aquellos que más nos gusten. La lista de distribución interna suele ser el lugar en el que se piden voluntarios y se habla de las actividades de la asociación, por lo que es muy recomendable estar suscrito y leer los mensajes. No obstante, no es necesario quedarse esperando a que alguien pida voluntarios en la lista: en los boletines trimestrales y las comunicaciones de la junta se suele hablar de las actividades y los proyectos que están en marcha, para los que no suelen sobrar manos.

Me gustaría que estas líneas sirvieran para animar a todo aquel que desee participar en cualquiera de nuestros proyectos a dar un paso adelante y aportar su granito de arena. Muchos podemos confirmar que la experiencia es enriquecedora tanto desde el punto de vista personal como profesional. Por último, me gustaría expresar un deseo: que todos los socios empleemos siempre la primera persona del plural al hablar de nuestra asociación. Porque Asetrad somos todos, y todos tenemos mucho que aportar.

Elena Pérez
Presidenta de Asetrad

Volver arriba

Compartir
Reproducción parcial o total de contenidos o ilustraciones sólo con autorización por escrito de la redacción y citando autor y fuente.